Casa de Cultura en Vilcabamba

    2013 Casa de Cultura en Vilcabamba

    Casa de Cultura, biblioteca y museo en Vilcabamba

    Cuando regresé a Vilcabamba en julio de 2013 el distrito continuaba bajo la declaración de estado de emergencia. El ejército había instalado bases fortificadas en Kiteni, en Incahuasi y también en las afueras de Pucyura, en una elevación estratégica, con varios centenares de soldados bajo el mando de un teniente coronel. Después de años de ignorancia del problema, el estado había decidido plantar cara al nuevo narco-senderismo. Pero unha amplia zona al oeste del territorio seguía bajo control de la guerrilla, incluyendo los profundos valles que se extienden al norte del nevado Choquezafra donde están los restos de Vilcabamba la Grande.

    Viajé al norte del distrito al valle de San Miguel acompañando a Sulpicio Flores, de la ONG Labanou Solidaria, para apoyar a los campesinos que querían organizarse para producir café orgánico. Y tuvimos que cambiar el lugar de la asamblea porque los controles militares limitaban las reuniones.

    No era posible por el momento volver a internarnos en la abrupta y despoblada área donde habíamos identificado los restos de Hatun Vilcabamba para continuar las excavaciones. Pero había otros avances. El Ministerio de Cultura del Perú aceptó oficialmente la donación del edificio ofrecido por la ONG Labañou Solidaria, ubicado en la plaza principal de Pucyura, para instalar allí un centro cultural abierto a la población y a los visitantes; con biblioteca, museo y oficina de promoción del turismo. En el documento de donación el Ministerio de Cultura se comprometió a reformar el edifico en el plazo de un año; con el noventa y cinco del espacio dedicado a actividades abiertas al público; y conservando siempre el nombre de Labañou, junto con una placa que recordará que fue una donación solidaria y de cooperación de Galicia.

    (foto Casa Labañou)

    2020 © Santiago del Valle Chousa