Siglo y medio en busca de Vilcabamba

    Primero se identificó Hatun Vilcabamba en Choquequirao, después en Machu Picchu y más tarde en Espíritu Pampa

    La trágica historia del último reino inca y los misterios que lo rodean siguen atrayendo la atención de investigadores que desde hace siglo y medio han perseguido la localización de su capital, Vilcabamba la Grande, quemada por orden de Tupac Amaru, antes de que los españoles consiguieran conquistarla en 1572.

    De acuerdo con las crónicas de la época la ciudad se encontraba en lo alto de una escarpada montaña en una de las zonas del reino de mas difícil acceso.

    Los españoles fundaron San Francisco de la Victoria de Vilcabamba - la actual Vilcabamba la Nueva - y la vieja capital cayó en el olvido.

     

    Choquequirao

    Durante el siglo pasado comenzó la búsqueda de esta ciudad perdida. En 1834 el diplomático francés Conde de Sartigni visitó y describió Choquequirao, y trece años mas tarde, en 1847, Françoise Angrand afirmó que se trataba de la capital del reino Inca de Vilcabamba. Esta misma tesis la mantuvo en 1865 Antonio Raimondi . Pero fue desmentida en 1909 cuando el historiador peruano Carlos Antonio Romero demostró con documentos históricos que Choquequirao no era Vilcabamba.

     

    Machu Picchu

    Hiram Bingham acometió la exploración del territorio de Vilcabamba en busca de la capital perdida en 1911. Con su equipo llegó a Machu Picchu. Identificó Vitcos y a continuación -siguiendo hacia el noroeste el curso del río Concebidaioc llegó hasta Espíritu Pampa. Buscó el emplazamiento de la ciudad Inca de Pampaconas pero no consiguió identificarla. Afirmó que en Machu Picchu estaba el origen de los Incas y también su última capital sagrada Hatun Vilcabamba. Pero ambas suposiciones fueron desmentidas por otros investigadores.

     

    Espíritu Pampa

    Medio siglo después de Bingham el norteamericano Gene Savoy siguió sus pasos a través de  Vilcabamba. Y afirmó en 1966 que las ruinas visitadas y descritas por Bingham en Espíritu Pampa eran los restos de la capital Inca perdida.

    Importantes investigadores y exploradores posteriores como -Edmundo Guillén, Vincent Lee, Peter Frost- apoyaron esta tesis sosteniendo que las ruinas de Espíritu Pampa eran los restos de Vilcabamba la Grande.

    • Choqqueqquirao
    • Pampaconas

    Las descripciones históricas de Hatun Vilcabamba no coinciden con la ubicación ni con la estructura de Espíritu Pampa

    Tan solo unos pocos, como el cusqueño Víctor Angles Vargas, observaron que, de acuerdo con la documentación histórica, Espíritu Pampa no pudo ser la capital sagrada de los Incas de Vilcabamba porque está en una llanura indefensa facilmente accesible a caballo. Mientras que el camino de entrada a Hatun Vilcabamba era tan abrupto y difícil que los jinetes del ejército atacante tuvieron que dejar atrás los caballos y entrar caminando.

    W99VictAngSVyWiMonzDe izquierda a derecha: Santiago del Valle Chousa, Victor Angles Vargas y Willy Monzón Vázquez. Pisco Sour en Cusco 1999

    Mapas de un territorio olvidado al oeste del meridiano 73ºW

    • Mapa Bingham 1915
    • Mapa de John Hemming
    • Mapa Vincent R. Lee

    Ignorado oeste de Vilcabamba

    En nuestras exploraciones en Vilcabamba pudimos comprobar que la zona occidental de aquel territorio es más extensa de lo que habían reflejado en sus mapas Bingham, Vincent Lee, Frost, Hemming y Guillén. Y que no había sido explorada por ninguno de ellos.

    Recorrido de las expediciones de la Universidad de Yale en 1909, 1911, 1912 y 1914 con superposición del meridiano 73º W

    En esta parte olvidada del territorio señalada en el mapa con una interrogación es donde nosotros hemos encontrado los restos de la capital sagrada de los Incas,

    En realidad la parte oeste del territorio es mas extensa de lo que se representa en los mapas de Bingham, Vincent Lee o Peter Frost, que se pueden ver a la izquierda con el meridiano 73ºW marcado. Ninguno de ellos representa la ubicación del Nevado Choquezafra que es el más occidental de toda la sierra de Vilcabamba.

    El mapa de John Hemming se aproxima más a la dimensión real de aquel territorio y es el único que representa el nevado Choquezafra. Pero no aporta información sobre la zona oeste.

    En realidad el meridiano 73ºW cruza por la mitad el territorio de Vilcabamba tal como se puede comprobar en la carta geográfica del Instituto Geográfico del Perú, la cual desde su publicación en 2001 nos permite observar su verdadera dimensión.

    En el último mapa se representa, sobre el mapa de Peter Frost de 1999, la ubicación real del ríio Apurímac y del Nevado Choquezafra. Lo que permite apreciar la gran superficie de territorio que fue ignorada en la cartografía publicada de las expediciones de exploración en Vilcabamba anteriores a las nuestras.

    En los mapas que no incluyen coordenadas tomamos como referencia para trazar el meridiano 73W el abra de Qolpaqasa, paso montañoso cercano a Vilcabamba la Nueva.

     

    Mapa del Instituto Geográfico Nacionl del Perú. Año 2001
    2020 © Santiago del Valle Chousa